//En el primer día más de 400 establecimientos de la región de Ñuble iniciaron clases presenciales

En el primer día más de 400 establecimientos de la región de Ñuble iniciaron clases presenciales

  • Se espera que, durante la última semana de julio y la primera de agosto, más de 500 establecimientos de educación escolar y educación parvularia comiencen con clases presenciales, de estos, 419 ya comenzaron este lunes 26.
  • El Seremi de Educación, Patricio Parejas, valoró la decisión de las familias de optar por la presencialidad considerando que esta modalidad es irreemplazable para el aprendizaje de los estudiantes.

Más de 400 establecimientos educacionales, entre jardines, escuelas y liceos, de la Región de Ñuble retornaron a clases presenciales este lunes 26 de julio, dando inicio al segundo semestre escolar, tras el término de las vacaciones de invierno.

De acuerdo con las proyecciones recibidas por la seremía de Educación, durante las dos próximas semanas, se estima que más de 500 establecimientos educacionales vuelvan a la presencialidad, de los cuales 419 ya lo hicieron este lunes 26 de julio, lo que representa un 72% de los establecimientos de la región.

En este primer día de clases, el Delegado Presidencial Regional, Cristóbal Jardua, destacó el positivo panorama sanitario de la región e hizo un llamado a las comunidades educativas de la región a continuar sumándose a clases presenciales.

“Estamos iniciando este segundo semestre de clases, el cual nos ubica en una situación epidemiológica bastante positiva. No habíamos tenido en la historia del Paso a paso, comunas en fase 4 y hoy ya tenemos 10, y de acuerdo a como han estado los números en el día a día, creemos que vamos a seguir mejorando en ese sentido, y tendremos más comunas en fase 4 (…) El llamado es a todos aquellos establecimientos que aún no se suman, que participen, que es fundamental la posibilidad de entregar clases presenciales a nuestros jóvenes, y es lo que todos queremos. Esperamos seguir avanzando de buena manera, y trabajar en conjunto con los establecimientos educacionales, con los municipios para darle una educación de calidad a nuestros niños, niñas y jóvenes”, indicó el Delegado Presidencial Regional.

De igual forma, tras el balance del primer día, el Seremi de Educación, Patricio Parejas, explicó que la presencialidad es un proceso voluntario para las familias, y que para su puesta en marcha se han adoptado todas las medidas sugeridas por los Ministerios de Educación y Salud para el resguardo de la seguridad sanitaria de los docentes, asistentes de la educación, estudiantes y comunidad educativa.

“Comenzar el segundo semestre con un 72% de los establecimientos educacionales de nuestra región con clases presenciales es una gran noticia, especialmente para poder entregar más y mejores oportunidades de aprendizaje a nuestros estudiantes en sus salas de clases. Valoramos la decisión y agradecemos a las familias por confiar en las escuelas como un espacio seguro y continuaremos trabajando para que más escuelas, liceos y jardines puedan ponerse a disposición de sus estudiantes”, indicó el Seremi.

Recursos para el retorno

El Seremi de Educación, Patricio Parejas, explicó que, con el objetivo de colaborar con los establecimientos en la aplicación de medidas sanitarias al interior de los recintos, el Ministerio dispuso de recursos adicionales para la adquisición de los insumos necesarios.

“En la región de Ñuble, se han puesto a disposición de todos los sostenedores que reciben subvención del estado, más de $745 millones adicionales para adquirir insumos sanitarios que permitan mantener los protocolos de prevención y medidas sanitarias al interior de los recintos”, detalló.

Con los fondos disponibles del Ministerio de Educación, se pueden adquirir elementos para cuidado de alumnos y cuerpo docente y administrativo, tales como: mascarilla por cada estudiante, docente y asistente, escudo facial por cada docente y asistente, termómetros, alcohol gel por sala, set de limpieza para salas (cloro, guantes, esponja, paño, traje) y medidores CO2

Además, se permite la implementación de adecuaciones físicas, tales como separadores de espacios, filtros de aire; letreros y señalética.